Crásula perforada (Crassula perforata)

Vista de la Crassula perforata

La Crassula perforata es la típica planta crasa que se compra cuando se empieza a tener curiosidad por estos seres vegetales. Y motivos no faltan: resulta ser muy curiosa ya que está compuesta por unos tallos delgados del que brotan las hojas formando rosetas.

Se vende a precios realmente económicos, algo que sin duda es muy interesante si tenemos en cuenta que se cuida de manera sencilla. Sí, sí, esta especie es apta para principiantes y para todas aquellas personas que buscan plantas fáciles, que se cuiden casi solas. Conózcamosla mejor.

Origen y características

Crassula perforata adulta en jardín

Imagen – Wikimedia/David J. Stang

Conocida como crásula perforata, es una planta crasa o suculenta no cactácea nativa de El Cabo, en Sudáfrica. Puede alcanzar una altura de unos 45cm por norma general, aunque puede superarlos y llegar a los 50-60cm. Desarrolla tallos que, con el tiempo, se vuelven leñosos, y que crecen más o menos erguidos. Las hojas son carnosas, de unos 8-20mm de largo por 9-13cm de ancho, y forman rosetas.

Las inflorescencias son paniculares y terminales, es decir, que cuando se marchitan las flores ese tallo floral se seca también. Miden de 15 a 30cm de largo, y las florecillas son de color crema, y ligeramente aromáticas. Florece en primavera-verano.

¿Cómo se cuida la Crassula perforata?

Ubicación

Es una especie que puede estar tanto en el exterior a pleno sol, como dentro de una habitación muy luminosa.

Tierra

La tierra tiene que tener muy buen drenaje, por lo que:

  • Maceta: muy recomendable rellenarla con pómice (en venta aquí) o akadama, pero tampoco tiene problemas con la turba negra siempre y cuando se mezcle con perlita al 50%.
  • Jardín: se debe de hacer un agujero de plantación de unos 50cm x 50cm, cubrirlo con malla de sombreo y luego rellenarlo con el sustrato mencionado antes.

Riego

Crassula perforata joven en maceta

Imagen – Flickr/Milagros Sanchez

Más bien escaso. Durante el verano sí que hay que regar una media de 2, quizás 3 veces a la semana, pero el resto del año una vez cada 10 días puede ser suficiente. Es importante que sepas que lo siguiente para evitar problemas:

  • Si un día que tienes que regar hay previsión de lluvias o de heladas, no riegues.
  • Debes dejar secar completamente el sustrato o la tierra entre riegos.
  • Si el agua no penetra la tierra al regar, coge la maceta y métela en un barreño con agua para que se humedezca bien.
  • No riegues nunca por arriba, esto es, mojando las hojas, ya que de lo contrario podrías provocarle quemaduras e incluso pudriciones.

Abonado

Desde primavera hasta finales del verano es aconsejable abonar a la Crassula perforata con abonos específicos para suculentas (en venta aquí) siguiendo las indicaciones especificadas en el envase del producto, o bien con Nitrofoska azul, siendo la dosis de una cucharada pequeña cada 10-15 días.

Multiplicación

Aunque produce semillas, es raro verlas en cultivo, por lo que se multiplica más por esquejes. De todas maneras, veamos cómo proceder en cada caso:

Semillas en primavera-verano

Se han de sembrar en macetas con agujeros de drenaje rellenadas con sustrato de cultivo universal mezclado con perlita a partes iguales, y cubiertas por una fina capa de arena de río previamente lavada, pómice o similar. Una vez regado, se ha de colocar en el exterior, en semisombra (pero tengan más luz que sombra) y mantener el sustrato siempre ligeramente húmedo.

Así, si todo va bien, germinarán en unos 15 días.

Esquejes en primavera

Es la manera más sencilla y rápida de conseguir nuevos ejemplares. Tan solo tienes que cortar un tallo, dejar secar la herida alrededor de una semana en semisombra, y por último plantarlo en una maceta individual con pómice por ejemplo. Puedes, antes de eso, impregnar la base con hormonas de enraizamiento, algo que sin duda ayudará a que enraíce mejor pero que realmente no es muy importante ya que esta especie suele enraizar muy bien.

Tardará unas dos o tres semanas en hacerlo.

Plagas

Crassula perforata en vivero

Imagen – Wikimedia/Mostafameraji

Es una planta muy fuerte y resistente. Sin embargo, en temporada de lluvias hay que controlar a los caracoles y babosas, pues tienden a comerse sus hojas y tallos si están tiernos.

Artículo relacionado:
Remedios caseros contra los caracoles

Enfermedades

Solo tendrá si se riega en exceso, que será cuando las raíces se vean afectadas por hongos oportunistas. Para ello, nada como controlar los riegos y no mojar hojas ni tallos.

Época de plantación o trasplante

En primavera, cuando la temperatura mínima sea de 15ºC o superior.

Si se tiene en maceta, pasar a una mayor cada vez que le veas raíces salir por los agujeros de drenaje, o cuando notes que su crecimiento se ha detenido. Más o menos, cada 2 años, hasta que alcanza su tamaño definitivo.

Rusticidad

Vista de la Crassula perforata

Imagen – Wikimedia/Jacopo Werther

Resiste heladas débiles de hasta los -3ºC, puede hasta -5ºC si se tiene resguardada y con la tierra seca. De todos modos, lo ideal es que no baje de los 0 grados.

¿Qué te ha parecido la Crassula perforata? ¿Tienes o vas a tener alguna?

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.