Echinocereus

Los Echinocereus son cactus de pequeño porte

Imagen – Flickr/Resenter1 // Echinocereus pentalophus ssp. procumbens

¿No tienes mucho sitio para cultivar cactus pero te encantaría poder tener algunos? Pues de todos los género que existen, te recomendamos apostar por los Echinocereus. Estos viven muy bien en macetas, pero es que además producen flores preciosas: de buen tamaño y de colores muy vistosos.

Pero si también te decimos que no son difícil de mantener, es posible que no nos creas. Por eso, vamos a explicarte las características de este tipo de cactus, y te hablaremos de sus necesidades básicas para que seas tú el que ponga a prueba los consejos que te ofrecemos.

Origen y características de los Echinocereus

En esta ocasión tenemos a unos protagonistas que crecen principalmente en México, si bien hay algunas especies que se encuentran en el sudeste de los Estados Unidos. El género, Echinocereus, se compone de unas 50 especies aproximadamente, y prácticamente todas ellas producen flores grandes y frutos comestibles.

Sus tallos suelen ser columnares, aunque hay veces que son más bien rastreros. Estos tienen forma más o menos cilíndrica, y por lo general, están cubiertos de espinas afiladas que apuntan hacia afuera; salvo excepciones en las que crecen pegadas al tallo.

La altura varía, pero son cactus pequeños, que rara vez superan los 40 centímetros de alto, de manera que son interesantes para cultivar en macetas.

Principales especies

De las cincuenta que se han descrito, son muy pocas las que podemos encontrar a la venta:

Echinocereus coccineus

Los Echinocereus son cactus que forman grupos

Imagen – Wikimedia/Andrey Zharkikh

Se trata de un cactus endémico de México, y de Estados Unidos (Texas y Arizona). Sus tallos alcanzan los 40 centímetros de altura, por hasta 5 centímetros de grosor. Tiende a formar grupos de hasta 1 metro de diámetro, y produce flores naranjas de 3-8 centímetros de diámetro.

Echinocereus knippelianus

Hay unas 50 especies de Echinocereus

Imagen – Wikimedia/msscacti

Es un cactus conocido como peyote verde, y es endémico de México. Suele crecer desarrollando un tallo solitario de hasta 8 centímetros de diámetro por 10-15 centímetros de altura. Como solo tiene entre 5 y 7 costillas, se puede manipular con seguridad. Las flores miden entre 4 y 6 centímetros de ancho, y son rosas, púrpuras o blancas.

Echinocereus pectinatus

Los Echinocereus producen flores grandes

Imagen – Wikimedia/Peter A. Mansfeld

Es uno de los más comunes. Crece silvestre en México, y en Estados Unidos (en concreto en Texas y Arizona). Alcanza una altura aproximada de 8 a 35 centímetros, por unos 3-13 centímetros de diámetro. Las flores son de color rosa oscuro, y miden entre 5 y 15 centímetros de diámetro.

Echinocereus reichenbachii

Los Echinocereus son pequeños

Imagen – Wikimedia/Michael Wolf

Se trata de un cactus endémico de México, con tallos de hasta 40 centímetros de altura por 10 centímetros de diámetro. Las flores son de buen tamaño, con un diámetro de 12 centímetros, y de color magenta o rosa.

Echinocereus rigidissimus

Los Echinocereus son cactus de crecimiento lento

Imagen – Wikimedia/Matjaž Wigele

Esta especie es una de las que más se comercializa. también es endémica de México, y de Estados Unidos. Alcanza una altura de unos 30 centímetros de alto por unos 4 centímetros de grosor. Tiene espinas que lo cubren por completo, pero crecen hacia los lados, pegadas al tallo. Produce flores rosas o magentas con un tamaño entre 6 y 9 centímetros de diámetro.

Echinocereus subinermis

Los Echinocereus subinermis son cactus de flores amarillas

Imagen – Wikimedia/Dornenwolf

Es conocido por el nombre de alicoche pelón, y es endémico de México. Puede producir un solo tallo o varios, formando grupos. Cada uno de ellos mide 30-33 centímetros de altura, por unos 4-15 centímetros de ancho. Sus flores miden hasta 13 centímetros de ancho y son amarillas.

Echinocereus triglochidiatus

Las flores de los Echinocereus son de varios colores

Imagen – Wikimedia/Stan Shebs

Este es un cactus originario del sudoeste de los Estados Unidos llegando hasta la frontera de México. Crece formando grupos compuestos por numerosos tallos de entre 4 a 45 centímetros de altura por 5 a 15 centímetros de diámetro. Produce flores rojas, de 3 a 7 centímetros de diámetro.

Echinocereus viridiflorus

Echinocereus es un género de cactus de pequeño tamaño

Imagen – Wikimedia/Petar43

Es un tipo de Echinocereus endémico principalmente de México, pero también crece en los Estados Unidos (Oklahoma, Texas, Wyomig y Dakota). Desarrolla tallos de hasta 13 centímetros de alto por 5 centímetros de grosor. Sus flores son amarillas, con un diámetro de hasta 7 centímetros.

¿Cuáles son los cuidados que necesitan?

Hemos visto las especies más populares; ahora toca saber cómo se cuidan. Aunque son un poco diferentes entre sí, todas ellas necesitan las mismas atenciones, que son:

Ubicación

Son plantas amantes del sol. Por este motivo, se deben de colocar en zonas soleadas, en el exterior. Dentro de casa son unos de los cactus que peor lo pasan, precisamente como consecuencia de la falta de luz.

Eso sí, mucho cuidado con exponerlos al astro rey sin antes haberlos acostumbrado, ya que al día siguiente amanecerían con quemaduras.

Artículo relacionado:
¿Dónde hay que poner los cactus?

Tierra o sustrato

Si lo vas a tener en maceta, puedes utilizar tierra de cactus de calidad (como esta), o hacer tú la siguiente mezcla: turba con perlita a partes iguales. Recuerda también que el recipiente donde lo plantes ha de tener agujeros en su base, puesto que de lo contrario se terminará pudriendo debido al contacto directo con el agua.

Por otro lado, si se va a tener en el jardín, es importante que la tierra sea suelta, ligera, y que drene bien el agua. En suelos compactos y/o pesados no solo no podrá crecer en condiciones si no que, de hecho, podría no vivir mucho tiempo.

Riego

El Echinocereus nivosus es blanco

Imagen – Wikimedia/H. Zell // Echinocereus nivosus

El riego tiene que ser muy, muy escaso. Solo tienes que regar cuando la tierra, o el sustrato si está cultivado en una maceta, estén secos. Ten presente siempre que soporta mucho mejor la sequía, y que un exceso de agua puede ser fatal.

Pero cuando riegues, echa agua hasta que se humedezca toda la tierra, puesto que de lo contrario las raíces que estén más abajo no se rehidratarán.

Abonado

Es muy recomendable abonar a los Echinocereus con un fertilizante para cactus (en venta aquí) todos los años, desde primavera hasta verano. Sigue las indicaciones del envase para que no surjan imprevistos.

Multiplicación

Se multiplican tanto por semillas en primavera-verano como por esquejes de tallo en primavera. Veamos cómo:

  • Semillas: has de sembrarlas en tierra para semilleros (en venta aquí) previamente regada, procurando no amontonarlas. Luego, cúbrelas con muy poca tierra, y coloca el semillero en el exterior, a pleno sol. Si son frescas y se mantiene el sustrato húmedo, germinarán en una o dos semanas.
  • Esquejes de tallo: es muy sencillo. Solo tienes que cortar con un cuchillo liso (sin sierra) previamente desinfectado un tallo de unos 10 centímetros de alto, esperar una semana para que cicatrice la herida, y por último plantarlo en una maceta con pómice por ejemplo. Ponlo en semisombra, y ve regándolo de vez en cuando. Así, en unos 15 días enraizará.

Plagas y enfermedades

Los Echinocereus son bastante resistentes. Así y todo, hay que saber que las cochinillas, los pulgones y los caracoles pueden atacarles. Los dos primeros se eliminan con facilidad con un poco de agua y jabón, o con tierra de diatomeas; para los últimos será mejor usar molusquicidas, o bien repelentes los cuales son muy recomendables si hay animales domésticos y/o niños.

Artículo relacionado:
Remedios caseros contra los caracoles

En cuanto a las enfermedades, si la humedad ambiental es alta o si se riegan en exceso, los hongos como la roya o el fitóftora pueden causarles muchos daños. Por eso, si tienen manchas grises, blancas o naranjas, y/o si empiezan a tener los tallos blandos, hay que tratarlos con fungicidas sistémicos (en venta aquí). Además, se deben de suspender los riegos por una semana aproximadamente, y renovar la tierra.

Rusticidad

Va a depender mucho de la especie, pero se pueden cultivar en el exterior durante todo el año si no hay heladas, o si estas son débiles y puntuales de hasta los -3ºC.

¿Te gustan los Echinocereus?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.