Cardón espinoso (Euphorbia resinifera)

La Euphorbia resinifera es una suculenta

Imagen – Wikimedia/BS Thurner Hof

La Euphorbia resinifera es una de esas plantas suculentas que quedan geniales en macetas de barro más o menos grandes, o en jardines que reciben poco riego. Produce múltiples tallos, que con el tiempo forman una especie de ‘cojín’, pero sin poder usarse como tal ya que posee numerosas espinas.

El mantenimiento es sencillo; de hecho, mientras reciba la luz directa del sol y la tierra sea capaz de drenar bien el agua, es difícil que tenga problemas. De todos modos, vamos a presentártela en condiciones para que puedas saber cómo se cuida.

Origen y características de la Euphorbia resinifera

Vista de la Euphorbia resinifera adulta

Imagen – Wikimedia/Amante Darmanin

Nuestra protagonista es una planta suculenta nativa de Marruecos, en concreto del sudoeste de Marrakech y en la Provincia de Tusa, en el Atlas. Desarrolla numerosos tallos cuadrangulares de unos 40-50 centímetros de alto por 2-3cm de grosor, de color verde grisáceo, y con espinas en sus lados. Dichas espinas son muy cortas, de 5-6mm de longitud, pero también agudas. En verano produce florecillas de color amarillo.

Con el tiempo forma colonias de tallos de hasta 20 metros de diámetro, una característica sin duda a tener en cuenta si se quiere tener como cubresuelos pero no se tiene mucha prisa 🙂 . Asimismo, es una planta estupenda para tener en macetas anchas.

¿Cuáles son los cuidados que necesita?

Si quieres tener un cardón resinoso en tu colección, como popularmente se llama, te recomendamos cuidarlo del siguiente modo:

Ubicación

  • Interior: no vive bien en interiores. Necesita mucha, mucha luz natural, algo que no suele ocurrir en los hogares. Ahora bien, si tienes un patio interior muy luminoso, y con por ejemplo un techo acristalado, entonces sí que podría ir bien.
  • Exterior: sol directo, durante todo el día. Pero ojo: si la acabas de comprar en un vivero donde la tenían un poco protegida, acostúmbrala poco a poco a la luz del astro rey para evitar que se queme.

Riego

Las flores de la Euphorbia resinifera son amarillas

Imagen – Wikimedia/Ettrig

La frecuencia de riego debe ser más bien baja. La Euphorbia resinifera no resiste el exceso de agua; por el contrario, sí que aguanta bien la sequía, siempre que no se prolongue demasiado. Esto significa que una tierra encharcada le hará daño, pero pasar un mes sin agua no 🙂 .

Así pues, para evitarle problemas, te recomendamos regar solo cuando el sustrato o la tierra estén bien secos. No te preocupes si vieses que dicho sustrato o tierra se ha empezado a agrietar con la sequía; si ocurre, coge un tenedor (si está en maceta) o una cuchara o pequeña azada (si está en tierra) y airéalos.

Tierra

  • Maceta: tiene que tener muy buen drenaje. Aconsejamos pómice, o si prefieres sustrato universal mezclado con perlita a partes iguales.
  • Jardín: crece en suelos bien drenados.

Abonado

Desde comienzos de primavera hasta verano, muy especialmente en esta última estación del año, es aconsejable abonarla con abonos específicos para cactus y suculentas siguiendo las indicaciones especificadas en el envase.

Artículo relacionado:
Cuándo y cómo abonar suculentas

Época de plantación o trasplante

Vista de la Euphorbia resinifera, una planta suculenta

Imagen – Wikimedia/Frank Vincentz

Se ha de plantar en el jardín o en una maceta mayor en primavera, sepamos cómo:

Plantar en el jardín

Si quieres tenerla en el jardín, sigue este paso a paso:

  1. Primero, haz un agujero de plantación de unos 50 x 50cm.
  2. Luego, rellénalo del todo con pómice, o si lo prefieres con sustrato de cultivo universal mezclado con perlita a partes iguales.
  3. Después, coge la planta -con la maceta- y sujétala mientras haces presión hacia abajo y hacia los lados hasta que la maceta haya quedado enterrada. De este modo, harás el agujero del tamaño adecuado.
  4. Ahora, saca la planta y quítale la maceta.
  5. Por último, plántala en el agujero.

Cuando pasen unos 5-6 días, riega.

Otra manera de hacerlo es rellenar un poco el agujero, quitarle el recipiente a la Euphorbia y luego plantarla llenando por completo el susodicho.

Cambiarla de maceta

Si ves que le salen raíces por los agujeros de la maceta, o si ya la ha ocupado toda, tienes que hacer lo siguiente:

  1. Primero, escoge una maceta con agujeros que sea unos 5cm más amplia que la anterior.
  2. Después, rellénala un poco con pómice o con una mezcla de sustrato universal mezclado con perlita a partes iguales.
  3. Luego, extrae la planta de su maceta antigua, y colócala en el centro de la nueva. Si ves que queda muy alta o muy baja, quita o echa tierra.
  4. Por último, termina de rellenarla, y no riegues hasta que no pasen unos 5-6 días.

Multiplicación

La Euphorbia resinifera se multiplica por esquejes de tallos en primavera-verano. Para ello, has de coger un tallo, dejar secar la herida una semana, y luego plantarlo en una maceta con sustrato de cultivo universal mezclado con perlita a partes iguales.

Déjalo en semisombra (pero con luz), y riega 1 o 2 veces por semana. En unos 10 días empezará a enraizar.

Rusticidad

Resiste bien el frío y las heladas débiles de hasta los -2ºC, pero es mejor que no baje de los 0 grados.

¿Qué usos tiene?

Vista de la Euphorbia resinifera

Imagen – Wikimedia/James Steakley

La Euphorbia resinifera se usa como planta ornamental, pero se sabe que contiene una toxina, la resiniferatoxina, la cual sirve como punto de partida para desarrollar nuevos analgésicos.

Ahora bien, esta misma toxina, que se encuentra en el látex (sustancia que tienen todas las Euphorbia), es muy irritante al entrar en contacto con la piel, ojos y membranas mucosas; de modo que al manipularla se deben de usar guantes de protección, y gafas si además sopla el viento fuerte.

¿Qué te ha parecido?


2 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   Miguel dijo

    Para sembrar o cambiar macetas, no es mejor deshacer la tierra antigua, y quitar la forma de las raíces de crecer en redondo conservando la forma de maceta??

    1.    Monica Sanchez dijo

      Hola Miguel.

      Yo no soy partidaria de manipular mucho sus raíces a no ser que sea necesario. A la hora de plantar una suculenta, cactus o crasa, en el jardín o de pasarlo a una maceta mayor, sí que es buena idea romperle un poco la tierra desde abajo (o sea, desde la base) hacia dentro, por ejemplo con un tenedor, pero si no tienes experiencia o no te fías, no es algo que considere de vital importancia. Las plantas al encontrarse con más tierra producirán nuevas raíces sin problemas.

      Saludos!