Haworthia cuspidata

La Haworthia cuspidata es una de las especies dentro del género Haworthia más elegante. Sus hojas carnosas, duras, de un color verde oscuro o amarillento con las líneas más claras, y sus pequeñas pero decorativas flores blancas hacen de ella una suculenta de lo más interesante.

Con su pequeña altura y la multitud de hijuelos que llega a sacar, puedes conseguir que se convierta en la indiscutible protagonista de una composición de plantas crasas 😉 .

La Haworthia cuspidata es una especie pertenecie a la familia Xanthorrhoeaceae y de la subfamilia Asphodeloideae originaria del sur del continente africano. En inglés se la conoce por el nombre común Star Window Plant, que vendría a significar ”Planta de ventana estrella” por la forma que adopta.

Fue descrita por primera vez en mayo de 1819. Antes de recibir este nombre, tuvo dos más, que fueron:

  • Aloe cuspidata
  • Catevala cuspidata

Crece en rosetas compuestas por hojas muy duras, de color verde oscuro o variegadas (Haworthia cuspidata variegata) con forma más o menos triangular y los bordes lisos. Es acaule, lo que significa que no tiene tallo. Se desarrolla un poco por encima del suelo, llegando a alcanzar una altura no superior a los diez centímetros.

Las flores surgen de un tallo floral muy delgado, de menos de 0,5cm de grosor y largos, de hasta 7cm. Tienen forma de pequeña campana, de color blanco con líneas rosadas-rojizas. Si tienes ganas de verlas y de fotografiarlas, podrás hacerlo durante la primavera, momento en el que la planta reanuda su crecimiento tras el invierno.

Además, debes saber que su cultivo es apto para principiantes. Tan sólo tienes que protegerla del sol directo y de las temperaturas de menos de -4ºC. Con dos riegos semanales en verano y uno quincenal el resto del año, así como con un aporte regular de abono, tiene más que suficiente para verse tan bonita como el primer día.


Categorías

Plantas crasas

Soy una enamorada de las suculentas (cactus, crasas y caudiciformes) desde que me regalaron uno con 16 años. Desde entonces he ido investigándolas y, poco a poco, ampliando la colección. Espero contagiarte la ilusión y curiosidad que siento por estas plantas en este blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*