Opuntia humifusa

La Opuntia humifusa es un cactus grande

Las especies del género Opuntia son cactus que pueden pasar días e incluso semanas sin recibir una sola gota de agua. Viven en regiones áridas o semi-áridas de América, aunque hay varias que se cultivan en otras partes del mundo, como la Opuntia humifusa.

Ella crece formando una mata postrada, y produce unas de las flores del género más bonitas y grandes, con un diámetro de unos cinco centímetros y de un color amarillo que llama poderosamente la atención.

Origen y características de la Opuntia humifusa

La Opuntia humifusa es un cactus rastrero

Imagen – Wikimedia/Krzysztof Ziarnek, Kenraiz

Se trata de una especie que crece silvestre en los Estados Unidos de América. Forma una mata densa con una altura de 30 centímetros, y formada por segmentos (hojas) de entre 5 a 13 centímetros de largo, con areolas de unos 3 milímetros. De ellas brotan espinas con una longitud de 2-3 centímetros, así como las flores a principios del verano. Estas son amarillas y miden entre 4 a 6 centímetros de diámetro. Los frutos son rojizos, carnosos y aptos para su consumo.

Es un cactus que debido a sus características es muy interesante cultivar en rocallas, jardines pequeños y, por supuesto, también en macetas o en jardineras. Si nos aseguramos que no le falta de nada, de buen seguro que vamos a poder mantenerla durante muchos años. Pero vamos a ver qué es lo que necesita.

¿Cuáles son los cuidados que requiere?

La Opuntia humifusa es un cactus con espinas largas, pero que además produce flores muy bonitas. Esto es importante tenerlo en cuenta para saber dónde y cómo se va a cuidar, ya que si por ejemplo hay niños en la familia es posible que interese más plantarla en una zona donde ellos no pasen mucho tiempo o no puedan acceder a ella.

Así que sepamos qué es exactamente lo que necesita; de esta manera nos será más fácil decidir en qué lugar del jardín o del patio se va a tener:

Ubicación

Es una planta que se ha de poner en una zona donde le dé el sol, pero es importante recordar que antes de exponerla al astro rey durante todo el día antes se ha de acostumbrar. Y es que si antes estuvo en sombra o en interior y ahora se saca al sol, lo que va a ocurrir es que se quemará.

Por ello, para evitarlo hay que ponerla una o dos horas al día en una zona donde quede expuesta a los rayos del astro rey, e ir aumentando el tiempo de exposición en 30 minutos o una hora cada semana.

Tierra

La Opuntia humifusa es un cactus de flores amarillas

Imagen – Wikimedia/Hans Hillewaert

  • Maceta: es muy aconsejable utilizar sustratos como el pómice (en venta aquí), la akadama (en venta aquí), o incluso la arena de construcción (de grano pequeño, de 1-3 milímetros) mezclada con un 40% de turba negra.
  • Jardín: crecerá en condiciones si la tierra drena rápido el agua. En caso de no sea así, tendremos que hacer un agujero de unos 50 x 50 centímetros y rellenarlo con algún sustrato mencionado antes.

Riego

El riego tiene que ser muy escaso; de hecho, si se tiene en el jardín solo habrá que regarlo de vez en cuando durante el primer año. En el caso de que se cultive en maceta, lo regaremos unas 2 veces a la semana en verano, y mucho menos el resto del año. De hecho, en invierno casi no habrá que echarle agua, tan solo una vez al mes si no llueve.

Abonado

Desde comienzos de primavera hasta finales del verano se debe de abonar a la Opuntia humifusa. Utilizaremos para ello fertilizantes o abonos para cactus, siguiendo las indicaciones del envase. Si se tiene en el jardín, podremos usar abonos granulados o en polvo (en venta aquí), pero si está en maceta aconsejamos el uso de fertilizantes líquidos (en venta aquí) ya que tienen una eficacia más rápida.

Multiplicación

La Opuntia humisufa produce flores amarillas

Imagen – Wikimedia/Ianaré Sévi

Todas las especies de Opuntia se multiplican por semillas y por esquejes de hojas/segmentos. Las semillas se siembran en primavera o verano, a ser posible recién cosechadas, en macetas o bandejas con tierra para cactus. El semillero se colocará en el exterior y a pleno sol, para que las plantas ya crezcan acostumbrándose al astro rey.

En caso de que se quiera multiplicar por esquejes, simplemente habrá que cortar una hoja por la base con un cuchillo desinfectado, y dejarlo en un lugar seco durante una semana para que la herida cicatrice. Pasado ese tiempo, se debe de plantar en una maceta con tierra negra mezclada con perlita a partes iguales, enterrando un poco el extremo que estaba unido a la planta.

Plagas y enfermedades

Aparte de alguna cochinilla cuando se cultiva en ambientes muy secos y cálidos, es difícil que tenga problemas. Eso sí, si se tiene en el suelo es muy aconsejable vigilar a los caracoles durante la temporada de lluvias.

Artículo relacionado:
¿Cómo eliminar las cochinillas de los cactus?

Rusticidad

Según varias fuentes consultadas, como el vídeo que puedes ver arriba, esta variedad de opuntia puede cultivarse incluso en el sur de Ontario (Canadá). Esto significa que aguanta las heladas y nevadas de hasta los -20ºC, como mínimo.

¿Qué te parece la Opuntia humifusa?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.