Pachypodium

Los Pachypodium producen flores preciosas

¿Amante de los árboles y arbustos suculentos? Lo cierto es que, lamentablemente, pese a existir muchas especies solo se comercializan unas pocas; de estas, los Pachypodium son sin duda los más populares. Y motivos no faltan.

Sus magníficas flores desprenden un aroma muy agradable, y su mantenimiento no es demasiado complicado si tenemos siempre presente que no hay que regarlos mucho.

Origen y características de los Pachypodium

Se trata de un género formado por una treintena de especies, distribuidas por Namibia, Angola y Madagascar. Pueden crecer entre los 2 y los 12 metros de altura, desarrollando un tronco a menudo espinoso y delgado, que con el tiempo se puede volver blanquecino, sobretodo en los que son arbóreos, como el P. lamerei o el P. geayii.

Las hojas son lanceoladas, más o menos anchas dependiendo de la especie, de color verde o azulado, y sus flores se agrupan en inflorescencias rojas o blancas.

Principales especies

Las más conocidas son:

Pachypodium geayi

Vista del Pachypodium geayi

Imagen – Wikimedia/Krzysztof Ziarnek, Kenraiz

Es un árbol nativo del suroeste de Madagascar. Tiene un tronco grisáceo, muy espinoso, con hojas delgadas verde-grisáceas.

No tiene nombre común, pero personalmente opino que puede llamarse palmera de Madagascar azul o de hojas azules, ya que se suele confundir mucho con la especie siguiente.

Pachypodium lamerei

Vista del Pachypodium lamerei

Imagen – Flickr/Joel Abroad

Es un árbol endémico de Madagascar, pudiendo alcanzar más de 8 metros de altura, con un tronco grueso de hasta 90cm de diámetro. Las hojas son largas, de hasta 40cm de largo, y verdes. Las flores son blancas y miden unos 8 centímetros.

Popularmente se la conoce como palma de Madagascar, aunque los Pachypodium y las palmeras no tienen nada en común.

Artículo relacionado:
Pachypodium lamerei

Pachypodium saundersii

Vista del Pachypodium saundersii

Es un arbusto pequeño endémico del sur de África, en concreto de las montañas de Lebombo, KwaZulu-Natal, Mpumalanga y Eswatini. Las hojas son verdes, y las flores blancas.

¿Cuáles son los cuidados que precisan?

Si quieres tener algún ejemplar, te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

Ubicación

Los Pachypodium, o paquipodiums como a veces se les llama, son plantas amantes del sol. Lo necesitan recibir durante todo el día, de forma directa. Pero ojo: si son adquisiciones de vivero hay que acostumbrarlos poco a poco y de manera gradual al astro rey, pues de lo contrario se quemarán enseguida.

Tierra

  • Maceta: rellenar con sustrato poroso. Arenas volcánicas como la akadama o, sobretodo, el pómice (que también es más económico 😉 ) son ideales. Pero puedes mezclar a partes iguales gravilla fina de obra -de granos de 1 a 3mm de grosor- con turba negra si quieres gastarte menos dinero todavía (un saco de 25kg de gravilla vale 1 euro o menos en cualquier tienda donde venden materiales para la construcción).
  • Jardín: son muy, muy sensibles al exceso de riego, así que la tierra de jardín debe de tener un excelente drenaje. En el caso de que no lo sea, haz un agujero de plantación de al menos 50 x 50cm (mejor 1 x 1m), y rellénalo con alguna mezcla de sustrato mencionada antes.

Riego

El riego ha de ser muy escaso: solo hay que regar cada vez que la tierra o el sustrato se seque por completo. Hay que dirigir el agua cerca del tronco, y echar hasta que se humedezca bien toda la tierra/sustrato.

En el caso de que lo tengas en maceta, no le pongas un plato debajo ni lo coloques dentro de un macetero sin agujeros, ya que de lo contrario las raíces se pudrirían.

Abonado

Es interesante abonarlo en primavera y verano con un fertilizante para cactus y suculentas, siguiendo las indicaciones especificadas en el envase del producto.

Multiplicación

Vista del Pachypodium en flor

Imagen – Wikimedia/H.Zell

Los Pachypodium se multiplican por semillas sobretodo, en primavera o verano. Por esquejes también se hace, pero es más complicado.

Semillas

Las semillas es aconsejable sembrarlas en bandejas anchas pero con poca altura, con sustratos como la vermiculita la cual mantiene bastante la humedad y, al mismo tiempo, garantiza un drenaje rápido.

El semillero se ha de colocar cerca de una fuente de calor y en un lugar luminoso, ya sea en el exterior o dentro de casa con una bombilla especial para plantas. Si todo va bien, verás que empezarán a germinar a los 10-15 días.

Esquejes

Es un método más difícil, pero no por ello imposible. Se hace en primavera o después de verano si el clima es cálido, cortando una rama y dejando secar la herida unos diez días.

Después, se impregna la base con hormonas de enraizamiento, y planta en una maceta con, por ejemplo, vermiculita o pómice. Manteniendo el sustrato húmedo, pero no encharcado, si todo va bien emitirá raíces en unos veinte días.

Plagas y enfermedades

Son bastante resistentes en general. Pero las cochinillas algodonosas y los caracoles pueden llegar a ser terribles, sobretodo estos últimos. Por fortuna, se puede tratar con tierra de diatomeas o jabón potásico, incluso si la planta es joven con un pincel empapado en alcohol de farmacia se suele solucionar el problema.

Rusticidad

Dependerá de la especie, pero el Pachypodium lamerei y el Pachypodium geayi por propia experiencia te diré que resisten heladas débiles y puntuales de hasta los -2ºC.

El Pachypodium namaquanum (el cual por cierto está en peligro de extinción) por el contrario es mucho más sensible al frío, tanto que si la temperatura baja de los 10ºC empieza a sufrir daños irreversibles.

Los Pachpodium son espinosos

Imagen – Flickr/Zruda

¿Qué te han parecido estas plantas?

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.