Planta araña (Sempervivum arachnoideum)

La planta araña puede ser verde

Imagen – Wikimedia/Guérin Nicolas

La planta araña es muy curiosa y es que en el interior de cada roseta de hojas se encuentran numerosos pelillos, que bien podrían confundirse con los de la tela de una araña. A esta particularidad hay que sumarle otra que, sin duda, es de gran interés para los que quieran cultivarla: su rusticidad.

Resiste muy bien el frío, así como las heladas, por lo que crece sin problemas en el exterior en todas las regiones templadas del mundo. Pero aunque no es difícil de cuidar, se deben de tener en cuenta ciertas cosas que a continuación te explicaremos.

Origen y características de la planta araña

La planta araña es muy bonita

Imagen – Wikimedia/magnolia1000 from Canada

Es una crasa o suculenta no cactácea cuyo nombre científico es Sempervivum arachnoideum. Popularmente se la conoce como siempreviva de arañas, siempreviva de telarañas y siempre viva de la telaraña, además de por supuesto planta araña. Crece de forma silvestre en los Alpes, Apeninos y Cárpatos.

Si hablamos de su tamaño, crece unos 8 centímetros de alto por unos 30 centímetros de ancho, formando rosetas de hojas más o menos triangulares de color verde o rojizo dependiendo de la variedad. En verano (hacia el mes de julio en el hemisferio norte) brotan flores rosadas las cuales son hermafroditas.

Como curiosidad, decir que la Royal Horticultural Society le otorgó el Diploma al Mérito (puedes consultarlo aquí).

¿Cómo hay que cuidarla?

La planta araña no es difícil de mantener. Su rápido crecimiento y su rusticidad hacen que sea una de las más recomendadas para aquellos que quieren adentrarse, con buen pie, en el mundo de las suculentas. Asimismo, si lo que buscas es una que apenas requiera de mantenimiento, esta es una de tus mejores opciones.

Dicho esto, veamos cuáles son los cuidados que hay que darle para que crezca correctamente:

Ubicación

Coloca tu Sempervivum arachnoideum en una zona un poco protegida del sol directo, como por ejemplo en la repisa de una ventana orientada al noreste. Esto es especialmente importante si vives en un lugar con un alto grado de insolación o donde las temperaturas en verano superan los 30ºC, ya que de esta manera se consigue evitar que sus hojas se quemen.

No aconsejo tenerla dentro de casa, puesto que la luz no siempre es suficiente, y aparte es una planta que necesita sentir el paso de las estaciones.

Tierra

  • Maceta: la maceta a utilizar debe ser más ancha que profunda, y tener algunos agujeros en su base para que el agua pueda salir cuando se riegue. Como sustrato puedes usar una mezcla de turba negra con perlita a partes iguales.
  • Jardín: la planta araña es bastante pequeña, pero si se planta en grupos, y como ella tiende a formarlos, con el tiempo se puede llegar a tener una preciosa rocalla. Eso sí, la tierra ha de ser ligera, porosa. Crece bien en suelos pedregosos.

Riego

Las flores de la planta araña son rojizas

Imagen – Flickr/Michael Mueller

El riego ha de ser moderado. No es una planta que resista tan bien la sequía como una Haworthia, pero tampoco hay que estar demasiado pendientes de ella. De hecho, se recomienda regar cuando el sustrato o tierra hayan perdido su humedad.

A la hora de rehumedecerla, hay que echar agua hasta que se salga por los agujeros del recipiente, o hasta que la tierra haya quedado bien húmeda.

Abonado

En primavera y verano puedes abonar tu Sempervivum arachnoideum con un fertilizante líquido para cactus y otras suculentas, eso sí, siguiendo las indicaciones del envase ya que de lo contrario habría riesgo de sobredosis. Si lo prefieres, usa abonos orgánicos, como el guano o el compost.

Multiplicación

Es una planta que se multiplica por semillas, pero más frecuentemente por hijuelos en primavera y hasta finales de verano:

Semillas

Para multiplicarla por semillas has de sembrarlas en macetas que sean más anchas que altas, rellenadas con sustrato universal mezclado con perlita por ejemplo. Colócalas sobre la superficie y no las entierres demasiado, solo lo suficiente para que el viento no pueda llevárselas consigo.

Luego coloca el semillero en el exterior, en un lugar protegido del sol, y mantén el sustrato húmedo. Si va bien, germinarán en unos 20-30 días.

Hijuelos

La multiplicación por hijuelos es rápida. Lo único que tienes que hacer es elegir el hijuelo que quieres separar, desenterrar un poco sus raíces, y luego plantarlo en una maceta individual. A partir de ahí, has de cuidarlo como a la planta madre.

Plagas y enfermedades

La planta araña se cultiva en macetas

Imagen – Flickr/PINKE

La planta araña no suele tener problemas de plagas ni de enfermedades. Sin embargo, si el verano es cálido y seco no hay que descartar posibles ataques de cochinillas, las cuales se eliminan con un pincel pequeño y agua con unas gotas de jabón.

Durante la temporada de lluvias, mantenla protegida de los caracoles y babosas, ya que a estos animales les gusta alimentarse de los brotes suculentos.

Rusticidad

El Sempervivum arachnoideum resiste el frío así como las heladas de hasta los -7ºC.

¿Qué te ha parecido esta planta?


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.